Autonomía digital y tecnológica

Código e ideas para una internet distribuida

Instalar paquetes 32-bits en un Debian 64-bits, versión Wheezy o superior

Casi cualquier ordenador personal que puedas usar hoy tiene un procesador 64-bits. Esto incluye ordenadores producidos hace cinco, seis y quizás hasta diez años. Un ordenador con procesador de 64 bits puede hacer correr software de 64 bits y de 32 bits. Lo mismo ocurre con el software: un entorno de 64 bits acepta software de 32 bits, pero no a la inversa.

En un sistema Linux es fácil saber si nuestra máquina funciona con 32 ó 64 bits, tanto a nivel de hardware como de software.

Desde su versión 7, llamada Wheezy, Debian es multiarquitectura, y permite la instalación de programas de 32 y 64 bits simultáneamente. Si tenemos una instalación 64-bits, podemos activar el modo multiarquitectura:

32 ó 64 bits: ¿qué tipo de procesador CPU y Linux tengo?

¿Tengo un ordenador con un procesador de 32 o de 64 bits? En Linux, teclea lo siguiente en una terminal:

Cada línea de la salida te está dando información de un procesador: si tienes un procesador de dos núcleos, verás dos líneas. Si la salida del comando incluye lm, el procesador es de 64 bits. Por ejemplo:

¿Tengo una instalación de Linux de 32 o de 64 bits? De nuevo abrimos una terminal y tecleamos:

Si la salida es x86_64, la instalación es de 64 bits; si es i386, i486, i586 o i686, la instalación es de 32.

Por último, el comando lscpu nos da las dos informaciones juntas. Al teclear lscpu nos fijamos en las dos líneas siguientes:

En este caso, tenemos un sistema de 32 bits (i686) instalado en una máquina con un procesador de 64 bits.